viernes, 7 de julio de 2006

VERSIÓN LATINA


Para que tu libación y brindis sean perfectos, será necesario utilizar un vino puro, ya un caldo de Falerno, de Marsella, de Sorrento, de Setia, de Fundi, entre otros.
Recuerda que, en el caso de hacer una libación, deberás utilizar una pátera y derramar el contenido al suelo. Si lo que prefieres es un brindis, deberás colar el vino y mezclarlo con agua caliente o de nieve en un cratera.
Hechas estas acciones, invocaremos a los dioses y les invitaremos a acompañarnos.
Llega el momento de entonar, en latín y con voz clara, los versos de Horacio:
ODAS
LIBRO I
LIBACIÓN A LOS DIOSES
"Et ture et fidibus iuuat
placare et uituli sanguine debito
custodes Numidae deos,
qui nunc Hesperia sospes ab ultima
caris multa sodalibus,
nulli plura tamen dividit oscula[...]
Cressa ne careat pulchra dies nota,
neu promptae modus amphorae,
neu morem in Salium sit requies pedum[...]"
XXXVI, 1, 12
BRINDIS A LOS DIOSES
" Nunc est bibendum, nunc pede libero
pulsanda tellus, nunc Saliaribus
ornare puluinar deorum
tempus erat dapibus, sodales"
XXXVII, 1,4
Ten en cuenta que...
"Et semel emissum, uolat irreuocabili uerbum"
Hor. Epist. I,XVIII,71
"Una vez dicha, la palabra vuela irrevocable"